Pis en la cama, una conducta a tener en cuenta

A veces puede suceder que los chicos en algún momento mojen su cama. Aunque parezca un incidente normal, la realidad es que es necesario estar atentos porque es la primera alerta acerca de una afección común, pero no por ello menos importante: la enuresis.

¿Cómo saber si es una conducta de incontinencia o de enuresis? Hay que tener en cuenta el  estado de ánimo de nuestros hijos, si han pasado por una situación de estrés  o un efecto de un impedimento emocional con el mismo desencadenante: el niño no logra la contención.

Para reconocer este desequilibrio, hay que tener en cuenta que existen dos tipos: la enuresis primaria, que es la dificultad que tiene el niño para adquirir el control vesical. Y la enuresis secundaria, que se diferencia de la primaria porque el pequeño ya había logrado la contención pero la pierde.

Una vez descartado el origen orgánico del problema, sabremos que se trata de un caso de enuresis secundaria. Todo depende de la frecuencia con la que la cama amanece mojada. Es importante tener en cuenta que cuando un niño (independientemente de la edad que tenga) retrocede en sus conductas, está queriendo decirnos algo.

La única medida que una madre puede tomar ante esta situación es prestar atención. Es el primer paso y es esencial para ayudar al niño a resolver esta situación. Estar atentos a los síntomas que presenta y no minimizarlos pensando que son habituales.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: