Dejar de fumar sin engordar es posible

Investigadores de Estados Unidos descubrieron el mecanismo por el que la nicotina ayuda a controlar el apetito, lo que constituye un hallazgo que sirve para desarrollar nuevos medicamentos para dejar de fumar sin engordar, o para perder peso.

El estudio fue publicado por la revista Science y los investigadores descubrieron que la nicotina activa unas neuronas del hipotálamo que avisan al cuerpo que ha recibido suficiente alimento. De esta forma, esta sustancia actúa sobre unos receptores en la superficie de las neuronas que son distintos de los que desencadenan el ansia del tabaco, lo que significa que “sería posible suprimir el apetito sin activar los centros de recompensa del cerebro”, afirma en una nota la autora principal del estudio, la Dra. Marina Picciotto, de la Universidad de Yale.

Cuando intentando entender la causa de la falta de apetito, los científicos vieron que un subtipo específico de receptor nicotínico, el a3beta4, determina cuánto come un individuo, y que, cuando la nicotina se une a este receptor se activan las neuronas de propiomelanocortina (POMC) que cortan el apetito y aumentan el gasto energético.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: